La actitud Las cosas buenas y duraderas requieren esfuerzo y perseverancia. La adquisición de un idioma no es la excepción. Ante todo una buena actitud, frente a todo lo que hagas, es clave para lograr objetivos y buenos resultados. Te aseguramos que la motivación y las ganas que le eches a tu proyecto “Dominar el alemán” (o llámale Aprender, Conquistar, Hablar) son determinantes. Optimista, paciente, constante, sin miedo Sigue estos consejos, que van acompañados de enlaces a vídeos listados al…